Concejo de Bogotá entrega Primer informe de seguimiento al proyecto metro

Comparte en tus redes
  •  
  •  
  •  

El estudio estuvo a cargo de las subcomisiones accidentales conjuntas del Concejo de Bogotá en conjunto con expertos de la empresa privada y de los organismos de control.

Existe el riesgo de que la actual administración no alcance a adjudicar la Licitación Internacional de la Primera Línea del Metro de Bogotá; esta fue una de las principales conclusiones a las que llegaron las comisiones accidentales conjuntas de seguimiento al proyecto de la primera línea del metro de Bogotá,que vienen estudiando desde hace seis meses en diferentes mesas de trabajo.

El informe dice que cuando se iniciaron las sesiones de las comisiones, la Empresa Metro de Bogotá (EMB) había manifestado que la fecha de presentación de la lista de pre calificados sería el 21 de enero de 2019 y el contrato se adjudicaría en agosto de ese mismo año.

Sin embargo, el cronograma se atrasó de forma tal que la fecha para el listado de precalificados está para marzo y la adjudicación del contrato para el 20 de septiembre.

“Sise tiene en cuenta que los tiempos para No Objeciones por parte de la banca multilateral pueden demorarse más de lo esperado, ya que en el pasado el trámite de una No Objeción se prolongó 20 días más de lo estimado, podrían existir otros atrasos que eventualmente imposibilitarían que la actual administración adjudique la licitación, máxime cuando falta tramitar seis No Objeciones presupuestadas por la Empresa Metro pero podrían requerirse más.”dice el informe.

Ante esto, las comisiones hacen recomendaciones y le dicen a la EMB implementar estrategias para mitigar el alto riesgo frente a la duración del proceso como el establecer términos perentorios para la revisión de documentos por parte dela Banca Multilateral así como fortalecer la capacidad de la EMP para la evaluación de la licitación de forma tal que no se generen atrasos en el cronograma y la Licitación Pública Internacional  001 de 2018 quedé adjudicada antes del 1 de enero de 2020.

Igualmente,sugieren plantear un mecanismo que “blinde” el proceso frente a la posibilidad de que el mismo no sea adjudicado en la actual administración, porque más allá de la discusión y pertinencia de un metro elevado o subterráneo, es claro que la ciudad no puede permitirse más dilataciones en este proceso.

Relaciones con la comunidad

En este proceso, el informe advierte que se debe entregar a la comunidad la información completa de las actividades programadas antes de iniciar las intervenciones lo que permitirá que los ciudadanos y las organizaciones sociales participen en los escenarios de diálogo que se establezcan, con el conocimiento de toda la información disponible. De esta manera, recomienda el informe, puedan centrar sus discusiones en temas específicos y delimitados para que no se pierde el esfuerzo.

Aspectos financiero

En este aspecto, la investigación lleva a que no se tiene certeza de la fuente de financiación de los 900 millones de dólares que apalancará una parte del CAPEX del proyecto Primera Línea del Metro de Bogotá (PLMB) y que proviene de fuente diferente a la banca multilateral.

De acuerdo con la información de la Empresa Metro estos recursos se gestionarán en el momento que se presente la necesidad de financiación.

Impacto de obra

El informe advierte que la ciudad, especialmente los corredores en donde se desarrollaran las obras, no cuentan con vías amplias y suficientes que puedan atender la demanda en materia de desvíos. Por eso, recomienda las sub comisiones adoptar otras medidas complementarias,como aumentar el horario del pico y placa en estos corredores, garantizando un servicio público eficiente y desestimular el uso de los automóviles particulares.

Aspectos técnicos de la obra

En este punto el informe le dice a la Administración Distrital y en particular la Empresa Metro de Bogotá que deben priorizar mecanismos de seguimiento y control en aspectos que puedan afectar los tiempos del proyecto y los costos del mismo.

“Un monitoreo permanente de actividades y compromisos permitirá generar las alarmas tempranas y prever los Planes de Contingencia”

En este punto, el informe también dice que se debe lograr la armonización del POT y el Proyecto PLMB y revisar temas de regulación por uso del suelo.

Habla del traslado anticipado de redes de servicios públicos por ser una actividad de alta importancia que amerita la coordinación institucional.

También dice que, si se presentan Objeciones de la Banca Multilateral en el desarrollo del Proyecto, se generaran cambios en los cronogramas de actividades y podría impactar los costos totales. “Es preciso prever las mitigaciones en consideración de la ruta crítica del proyecto”.

Dice además que la adquisición final de predios del eje del proyecto y de las áreas complementarias es tarea prioritaria.

Gestión del Riesgo.

El cronograma para la adjudicación de la PLMB estima que la fecha para la adjudicación del proyecto es el 20 de septiembre de 2019. Sin embargo, la“no objeción” de la banca multilateral y los eventuales requerimientos de los proponentes podrían alargar el proceso, superando el periodo del mandato de la administración Peñalosa.

Ante esto, el informe es enfático en decir que “el peor escenario para el proyecto es que no se alcance a adjudicar y se elija un gobierno que esté encontra de este. A pesar de la severidad de las consecuencias descritas por no continuar con el proyecto, que podría disuadir cualquier intento de postergación o sustitución del proyecto, tendríamos un escenario de gran incertidumbre. Sin embargo, no es deseable que, en un intento por apresurar el cronograma del proceso licitatorio para contratar antes del 31 de diciembre de 2019, se pierdan oportunidades de optimización del proyecto, como mayor diversidad de proponentes”.

Impactos económicos y en la competitividad de la ciudad

Con respecto al modelo de captura de valor que está desarrollando la Administración Distrital, el informe recomienda desarrollar estudios sobre la capacidad de soporte de la infraestructura vial y de servicios públicos para la redensificación, así como generar incentivos e instrumentos que hagan atractivo el desarrollo de proyectos inmobiliarios.

El informe también es claro en manifestar que durante la última década diferentes administraciones avanzaron en la realización de estudios para hacer del metro una realidad pero que ninguna avanzó tanto en la materialización del metro como la administración de Enrique Peñalosa.

De esta manera termina el informe de seguimiento delas sub-comisiones accidentales conjuntas de seguimiento a la primera línea del metro de Bogotá teniendo en cuenta que se radicará una proposición solicitando continuar con las comisiones en 2019

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *